El restaurante

El Celler del Tossal, tal como el nombre indica, quiere ser el matrimonio entre nuestra pasión por el vino y el amor a una cocina de producto, sin mistificaciones ni concesiones a las modas.

Respetando la tradición del Tossal, renombrado establecimiento que ocupaba este mismo emplazamiento en pleno corazón del barrio del Carmen, a mediodía ofrecemos menús centrados en el arroz. Arroz bomba de la D.O. Valencia, en su versión melosa o seca, cuyo intenso sabor es el resultado de los fondos que preparamos a la manera tradicional.

Arroz por un lado y brasas por otro. Brasas que aportan ese toque especial a nuestras carnes y pescados provenientes de las lonjas valencianas. Con estas herramientas intentamos ofrecer unos platos basados en la materia prima y elaborados con el corazón, reservando un tímido guiño a la modernidad.

Vino. Tercer pilar de la casa y tan importante como los otros dos. Una carta flexible, con presencia de muchas referencias extranjeras y el debido tributo a los caldos de la Comunidad. Atentos a las últimas novedades, intentamos no olvidarnos de las bodegas que han hecho grande al vino español sin caer en el “marquismo”, tratando de sorprender al cliente inquieto y ávido de nuevos descubrimientos. Todo ello a precios que rozan los de tienda.

En resumen, si les gusta el arroz, el vino y la cocina mediterránea de sabores definidos, El Celler del Tossal es una cita imperdible dentro de la múltiple oferta gastronómica valenciana. Nuestro sueño es transformar el acueducto romano que atraviesa nuestro sótano-bodega en un vino-ducto para todos los “enópatas”.

Galería